La flor crisantemo: belleza y simbolismo

Los crisantemos son flores hermosas y populares que florecen en otoño, y son conocidas por su gran capacidad decorativa. Pertenece a la familia de las Asteráceas o Compuestas y se pueden encontrar en una gran variedad de colores y formas. Además, tienen una historia maravilloso y simbolizan diferentes emociones y sentimientos. En este artículo, aprenderemos más sobre los crisantemos, cómo cuidarlos y cómo usarlos en la decoración.

Índice de Contenido

Historia de los crisantemos

Los crisantemos tienen una larga historia que se remonta a miles de años. Se cree que se originaron en China alrededor del 1500 a.C. y se utilizaron para decorar debido a su belleza divina. Desde entonces, los crisantemos se han cultivado en Asia por más de 3000 años, tanto por su belleza como por sus propiedades medicinales. Incluso hay una ciudad en China llamada Ju-Xian que lleva el nombre de la ciudad del crisantemo.

En el siglo VIII, los crisantemos fueron introducidos en Japón. Esta flor se convirtió en un símbolo nacional y en la imagen de la familia imperial. De hecho, el círculo en la bandera japonesa representa un crisantemo sin pétalos. Los crisantemos también se han utilizado en ceremonias y festividades en Japón durante siglos.

Simbolismo de los crisantemos

Al igual que muchas otras flores, los crisantemos tienen significados simbólicos. En el lenguaje de las flores, representan elegancia, alegría, perfección y belleza. Además, se asocian con el amor y se consideran la flor del mes de noviembre. El significado exacto puede variar según el color de los crisantemos. Por ejemplo, el rojo simboliza el amor, el blanco representa la verdad y el verde transmite energía y vitalidad.

Cuidado de los crisantemos

Los crisantemos requieren cuidados especiales para asegurarse de que florezcan adecuadamente. Aquí hay algunos consejos para cuidar tus crisantemos:

Riego

Los crisantemos tienen raíces poco profundas, por lo que necesitan un riego frecuente. Durante las estaciones más cálidas, como el verano, debes mantener la tierra húmeda y fresca. Riega tus crisantemos cada vez que notes que la tierra se está secando. Asegúrate de que la tierra esté húmeda pero no empapada.

Ubicación

Los crisantemos necesitan estar en una zona muy luminosa para que sus pétalos se abran correctamente. Sin embargo, evita la luz solar directa, ya que puede quemar las hojas. Coloca tus crisantemos en terrazas o porches donde puedan recibir luz indirecta. También asegúrate de protegerlos del viento.

Crecimiento y abonado

Para fomentar el crecimiento y la ramificación, es recomendable pinzar las ramas de los crisantemos dos o tres veces durante la temporada de crecimiento. Además, debes abonar tus crisantemos cada 15 días con un abono para plantas con flor o abono orgánico.

Poda y trasplante de los crisantemos

La poda es importante para asegurar que tus crisantemos sigan produciendo flores. Después de que las ramas hayan florecido, córtalas dejando aproximadamente cuatro centímetros. También debes eliminar las hojas y flores marchitas o en mal estado para mantener la planta saludable.

El trasplante de los crisantemos se realiza mejor cuando la primavera termina y aumenta el calor. Haz un agujero poco profundo en el lugar donde deseas trasplantarlos y añade abono orgánico. Asegúrate de que la tierra esté húmeda y cubre la planta con tierra y abono hasta el nacimiento del tallo.

Eliminación de plagas de los crisantemos

Los crisantemos son propensos a diversas plagas y enfermedades, por lo que debes estar atento y tomar medidas para prevenirlas. Algunas de las plagas comunes incluyen la araña roja, los trips y los nemátodos. Para prevenir estas plagas, pulveriza el follaje regularmente, elimina las malas hierbas y desinfecta el suelo y los sustratos cuando sea necesario.

Decoración con crisantemos

Los crisantemos son perfectos para la decoración debido a su belleza y variedad de colores. Puedes crear centros de mesa impresionantes combinando crisantemos blancos, lilas y rosas, e incluso añadir algunas flores azules para un contraste interesante. También puedes colocar los crisantemos en maceteros cuadrados para resaltar la forma esférica de sus flores. Sin embargo, debes tener en cuenta que los crisantemos son tóxicos para mascotas como gatos, perros y caballos, así que mantenlos alejados de ellos.

Los crisantemos son flores hermosas con una historia maravilloso y un significado simbólico. Requieren cuidados especiales para florecer adecuadamente, pero con un poco de atención y cariño, puedes disfrutar de su belleza en tu hogar o jardín. ¡Atrévete a decorar con crisantemos y añade elegancia y alegría a tu entorno!

Subir

Utilizamos cookies propias y de terceros para elaborar información estadística y mostrarte contenidos y servicios personalizados a través del análisis de la navegación. Acéptalas o configura sus preferencias. Más información